Estados UnidosCaliforniaQue hacer en CALIFORNIA con NIÑOS: Itinerario de 15 días en FAMILIA

Que hacer en CALIFORNIA con NIÑOS: Itinerario de 15 días en FAMILIA

Aventura Familiar en CALIFORNIA: Un Viaje de 15 Días Repleto de Descubrimientos y Diversión

¡Embárcate en un emocionante viaje familiar a CALIFORNIA que promete no solo sol y diversión, sino también una rica dosis de aprendizaje y descubrimiento! Diseñamos cuidadosamente este itinerario de 15 días, pensando en las familias que están listas para explorar las joyas escondidas y las atracciones populares de este estado dorado con sus niños.

La Planificación

Este es el momento de crear recuerdos que durarán toda la vida, y hemos asegurado que cada detalle esté atendido, permitiéndote sumergirte en la aventura sin preocupaciones. Desde majestuosas playas hasta parques temáticos vibrantes y ciudades llenas de cultura, este itinerario es tu pasaporte para una aventura sin igual que deleitará tanto a los jóvenes como a los jóvenes de corazón.

La Gran Salida

¡El día con el que hemos estado soñando finalmente ha llegado! Nos encontramos en la cúspide de un viaje que nos llevará a través de paisajes asombrosos, experiencias únicas y momentos de pura alegría compartida en familia. Juntos, nos prepararemos para sumergirnos en una travesía que nos unirá aún más, llenando nuestros días con risas, descubrimientos y la magia que solo CALIFORNIA puede ofrecer.

Preparativos Previos

Antes de embarcarnos en esta grandiosa aventura, nos dedicamos a la planificación minuciosa, asegurándonos de que cada detalle estuviera en su lugar para una travesía sin problemas. Desde la reserva de vuelos hasta la elección de alojamientos familiares y cómodos, cada paso se ha dado con el máximo cuidado y consideración. ¡Estamos completamente preparados para lanzarnos a esta emocionante aventura en CALIFORNIA!

¡Prepárate para un viaje lleno de diversión, aprendizaje y aventuras inolvidables! ¡CALIFORNIA, allá vamos!

Día 1: Descubriendo Los Ángeles en Estilo y Confort

¡La Aventura Comienza!

Tan pronto como pisamos el vibrante suelo americano, nos dirigimos directamente a Hertz, nuestro punto de encuentro predeterminado para recoger nuestra espectacular furgoneta de 12 plazas. ¡Una verdadera belleza que nos esperaba allí, prometiendo espacio y comodidad para nuestras andanzas con todo el equipaje a cuestas!

Primer Parada: Refugio de Lujo en Kimpton Palomar

Una vez establecidos, nuestro primer respiro de tranquilidad nos esperaba en el Hotel Kimpton Palomar, una verdadera joya que nos acogería con confort y lujo, ofreciendo el escenario perfecto para un merecido descanso y relajación después de nuestro vuelo.

Explorando Los Ángeles: Una Visión Cinematográfica

Aunque teníamos poco tiempo en Los Ángeles, decidimos aprovecharlo al máximo, sumergiéndonos en un recorrido rápido pero fascinante por los rincones más icónicos de la ciudad, todos glorificados en la gran pantalla. ¡Las escenas de películas de culto como «Pretty Woman» y «La La Land» cobraron vida ante nuestros ojos mientras explorábamos los lugares que han sido inmortalizados en estas famosas producciones!

Recorrido Cinematográfico por la Ciudad:

  • El Jardín de Beverly Hills: Un oasis de verdor en medio de la ciudad.
  • Rodeo Drive: El epicentro del lujo y la elegancia.
  • Tour de los Estudios de la Paramount: Donde la magia del cine toma vida.
  • Milla Milagrosa: Un trozo de paraíso comercial.
  • Mercado de Agricultores: Un festín para los sentidos.
  • Paseo de la Fama en el Boulevard de Hollywood: Donde las estrellas tocan el suelo.

Un Atardecer Mágico en Griffith

Mientras la tarde caía, nos aventuramos hacia las alturas de la ciudad, buscando capturar la esencia de Los Ángeles desde las colinas. Allí, el famoso letrero de Hollywood nos esperaba, listo para ser capturado en nuestras cámaras. Más tarde, nos perdimos en el «universo» del Observatorio Griffith, un lugar donde ciencia y naturaleza se encuentran, seguido de un paseo tranquilizante por el Parque Griffith.

Cena con Sabor y Melodía

Para la cena, teníamos en mente sumergirnos en el ambiente festivo de «El Compadre», un popular restaurante mexicano ubicado en Sunset Blvd, conocido por su vibrante música en vivo. Pero, la fatiga y el hambre se apoderaron de nosotros, guiándonos hacia un retiro acogedor y satisfactorio en Denny’s, donde terminamos nuestro día con una cena reconfortante, listos para recargarnos para las aventuras que nos esperaban al día siguiente.

Día 2: De Las Arenas de Venice Beach a La Serenidad de Santa Bárbara

Venice Beach

Despertar con Energía y Estilo

El día empezó con un desayuno vigorizante en nuestro acogedor hotel, cargándonos de energía para lo que sería una jornada de exploración y descubrimientos. Organizamos rápidamente nuestras cosas, ansiosos por embarcarnos en la próxima etapa de nuestra aventura: una jornada hacia el norte, con el sol brillando intensamente, guiándonos hacia la encantadora Santa Bárbara, con escalas esenciales en Venice Beach y Malibú.

La Magia Bohemia de Venice Beach

Nuestra primera parada fue en la icónica playa de Venecia, donde nos vimos envueltos en un mundo vibrante y bohemio. Caminamos por las amplias arenas doradas, completamente fascinados por los artistas callejeros que exhibían sus talentos a lo largo del paseo. Los canales cercanos nos atraparon con su encanto singular, mostrándonos casas con una estética hippie característica, que parecían narrar historias de una época más libre y artística.

Un Paraíso en Malibú: PARADISE COVE

Continuando nuestro viaje, llegamos a Malibú, un lugar donde la brisa marina acaricia suavemente la piel y el horizonte parece infinito. Aquí, PARADISE COVE se presentó como el lugar perfecto para una pausa, ofreciendo tanto un excelente restaurante como un espacio de aparcamiento convenientemente ubicado junto a la playa. Nos tomamos un momento para sumergirnos en las frescas olas del océano, una experiencia revitalizante que se grabó en nuestras memorias.

Descubriendo Santa Bárbara: Un Retiro Cultural y Retro

Con el atardecer aproximándose, retomamos nuestro camino hacia Santa Bárbara, un pintoresco pueblo que nos recibió con sus brazos abiertos. En cada rincón, se podía sentir una fusión armoniosa de cultura y un toque retro colonial, creando una atmósfera fresca y tranquilizadora. Las calles aquí parecían contar historias de épocas pasadas, invitándonos a explorar más de su encanto único.

Refugio Encantador: Best Western

Al final del día, nos encontramos con nuestro hogar lejos del hogar: el Best Western, un lugar que, aunque discreto, no dejaba de ofrecer un estándar de confort elevado, complementado con una refrescante piscina. La verdadera sorpresa, sin embargo, vino de los pequeños moradores del jardín del hotel: los ágiles y vibrantes colibríes, que encantaron especialmente a las más pequeñas, volando rápidamente de flor en flor, poniendo el broche de oro a nuestro segundo día de viaje.

Día 3: Aventuras entre la Naturaleza Virgen y las Maravillas de Monterey

Inicio Del Día: El Sabor de los Famosos Panqueques

Nuestro tercer día comenzó con una despedida temprana de Santa Bárbara, dirigiéndonos a Monterey, un destino que prometía aún más aventuras. Pero, antes de sumergirnos en la carretera para cubrir más de 400 km de terreno, disfrutamos de un desayuno energizante en IHOP, deleitándonos con los panqueques más célebres del mundo.

Un Viaje Escénico: La Belleza Indomable de California

Nos embarcamos en nuestro viaje por la carretera estatal 154, uniéndose más tarde a la ruta 101, con una parada planificada en el lago Cuchuma. Nos detuvimos en un mirador panorámico para admirar y capturar la belleza salvaje e infinita que se extendía ante nosotros. El recorrido nos llevó a través del pintoresco El Camino Real, donde fuimos recibidos por la vista de rebaños de vacas, caballos, búfalos, coyotes y ardillas que adornaban el paisaje.

La Esencia de Saint Simeon: Un Oasis junto al Océano

Más adelante, hicimos una pausa rejuvenecedora en Saint Simeon, disfrutando de un almuerzo con vistas al océano en Sebanstan. El lugar destilaba una magia incomparable, ofreciéndonos momentos de tranquilidad junto a una costa intacta. El sonido relajante del chapoteo de las olas se convirtió en una melodía constante, invitándonos a quedarnos horas, pero Monterey nos estaba llamando.

Encuentros Inusuales: Elefantes Marinos y Ardillas Amigables

Unos veinte minutos más tarde, nos encontramos con una vista verdaderamente única: un mirador donde podíamos observar elefantes marinos y focas. Estos animales, aunque un poco malolientes, brindaban un espectáculo pacífico, rompiendo su letargo ocasionalmente para involucrarse en escaramuzas amistosas que parecían más juegos que conflictos reales. Justo cerca, las chicas tuvieron un encuentro divertido con ardillas extremadamente dóciles, que incluso permitían ser acariciadas.

Atardecer en Big Sur: Un Espectáculo de la Naturaleza

Continuamos nuestra travesía, cruzando el impresionante parque natural del Big Sur, donde cada curva nos ofrecía una nueva vista panorámica del acantilado. Con el sol poniéndose, el área se había convertido en un punto de encuentro para los aficionados a la fotografía, todos ansiosos por capturar la magia del atardecer. Una parada esencial fue el Puente Bixby, una maravilla arquitectónica construida en 1932, un testimonio de la habilidad humana que se combinaba armoniosamente con la belleza natural circundante.

Culminación del Día: Descanso en la Posada de la Misión del Carmelo

Finalmente, a medida que la noche se asentaba, llegamos a nuestro alojamiento, la acogedora Posada de la Misión del Carmelo. Allí, pudimos recargar nuestras energías, disfrutando de una cena deliciosa antes de retirarnos para un tiempo de descanso bien merecido, reflexionando sobre las maravillas que habíamos presenciado y anticipando las aventuras que aún estaban por venir.

Día 4: De las Maravillas Marinas a la Agitación de San Francisco

Mañana Fresca en la Bahía de Monterrey

Nuestro cuarto día comenzó con una explosión de entusiasmo ya que estábamos a punto de dirigirnos a la famosa San Francisco. Sin embargo, antes de emprender esta nueva aventura, decidimos deleitarnos con las bellezas naturales que nos ofrecía la Bahía de Monterrey. Con las cámaras en mano, nos lanzamos a fotografiar las juguetonas focas y las graciosas nutrias marinas que habitan la zona. En el muelle, encontramos numerosos sitios donde degustar la sopa de cangrejo y otras deliciosas especialidades locales. Y para quienes disponen de un poco más de tiempo, la opción de embarcarse en un ferry para presenciar el majestuoso espectáculo de las ballenas nadando más allá de la costa está siempre disponible.

Carmelo y las Diecisiete Millas de Belleza Natural

Continuamos nuestro recorrido hacia Carmelo, donde tomamos la entrada sur hacia el Parque Natural de las Diecisiete Millas, un verdadero espectáculo de la naturaleza que alberga un vasto campo de golf a orillas del océano, y villas escondidas en los bosques donde ciervos amigables caminan con una domesticidad casi sorprendente.

Un Almuerzo de Lujo en la Playa Española

Para el almuerzo, elegimos Sticks, un restaurante situado en la playa española. Allí, no sólo nos deleitamos con una excelente comida, sino que también disfrutamos del ambiente exclusivo que ofrece el club de golf, una experiencia verdaderamente inolvidable.

Camino a San Francisco: Un Viaje de Contrastes

Después de una pequeña parada en Carmel Beach, que observamos brevemente dado nuestro itinerario apretado, nos subimos de nuevo a nuestra furgoneta y pusimos rumbo a San Francisco. Aunque el trayecto debía durar unas 3 horas, nos encontramos con un inesperado atasco que prolongó nuestro viaje.

Llegada a San Francisco: Descanso en el Hotel Beresford Arms

Finalmente, llegamos a nuestro destino, el Hotel Beresford Arms, caracterizado por su estilo retro y habitaciones amplias que invitaban al descanso. Después de un día lleno de emociones y descubrimientos, el cansancio se apoderó de nosotros. Así, con corazones llenos de alegría y cámaras repletas de fotos maravillosas, nos rendimos al sueño, listos para explorar todo lo que San Francisco tenía para ofrecernos al amanecer. ¡Todos a la cama, que las aventuras continúan mañana!

Día 5: Entre Teleféricos y Delicias Culinarias – Un Día Exquisito en San Francisco

Mañana Vibrante: Comienzo con un Viaje en Teleférico

La mañana nos recibió con la agradable tarea de buscar entradas para el emblemático teleférico de San Francisco. Siguiendo una recomendación, nos dirigimos a Walgreens, una popular cadena de tiendas de comestibles, para adquirirlas. Al llegar, notamos que ya había una larga fila de turistas esperando, lo que incrementó nuestra anticipación y emoción.

Con las entradas en mano, iniciamos nuestro recorrido, sumergiéndonos en las vibrantes calles de esta ciudad que es un rincón donde conviven diversas culturas e historias. Nuestra primera parada fue Fisherman’s Wharf, un lugar repleto de pequeñas tiendas, oferta de comida callejera, deliciosos cangrejos y simpáticos leones marinos.

Almuerzo Sensacional en el Restaurante de Cangrejos Franciscanos

Para el almuerzo, no pudimos resistirnos a visitar el restaurante de cangrejos franciscanos, donde degustamos una deliciosa sopa servida dentro de un bol de pan de masa fermentada. ¡Un verdadero deleite para el paladar!

Tarde Cultural: Pequeña Italia y la Pintoresca Calle Lombard

Continuando nuestra aventura, nos dirigimos a Colón Ave en busca de Café Trieste, un lugar famoso por su excelente espresso que ciertamente no nos decepcionó. Con energías renovadas, paseamos por la Pequeña Italia de SF, dirigiéndonos hacia la famosa y pintoresca Calle Lombard, donde la vista nos robó más de un suspiro.

Nuestra caminata nos llevó a explorar los encantadores callejones en busca de las majestuosas casas victorianas en Pacific Heights, teniendo incluso la oportunidad de visitar una de ellas por dentro. Para un merecido descanso, dejamos que las chicas se relajaran en el Parque Lafayette. Aunque requería una pequeña caminata cuesta arriba, la vista panorámica de la ciudad que se obtiene desde allí ¡valió totalmente la pena!

Cierre Perfecto: Cena en el Restaurante Scala

Al caer la tarde, regresamos al hotel para un momento de relajación y recogimiento, preparándonos para lo que sería una deliciosa cena en el Restaurante Scala, una conocida trattoria italiana. A pesar de ser un lugar un poco caro, la comida y la compañía hicieron que todos termináramos el día con una sonrisa, satisfechos y llenos de gratos recuerdos de una jornada bien aprovechada en San Francisco.

Día 6: De Picos Escénicos a Excursiones en Bicicleta – Un Día de Descubrimientos en San Francisco

Mañana Panorámica en Twin Peaks

Iniciamos nuestro sexto día en San Francisco aprovechando la comodidad de Uber para transportarnos hasta la cima de Twin Peaks, un lugar donde la vista de la ciudad es simplemente espectacular. Si el clima y la agenda lo permiten, es altamente recomendable hacer esta visita durante la tarde, especialmente en un día soleado cuando la niebla se disipa, regalando una vista aún más deslumbrante.

Un Paseo Relajante por el Distrito de la Misión

Descendiendo de las alturas, nos dirigimos caminando hacia el vibrante Distrito de la Misión. Aquí hicimos una parada rejuvenecedora en el Parque de la Misión Dolores, un espacio verde perfecto para que las chicas recobraran su energía y vitalidad. Continuamos nuestra caminata por la Calle 24, un lugar conocido por sus famosos murales que son una verdadera muestra del arte callejero de la ciudad. Llegada la hora del almuerzo, decidimos hacer una pequeña parada para reponer fuerzas y disfrutar de una deliciosa comida local.

Tarde Aventurada: Cruce del Golden Gate en Bicicleta

Por la tarde, la aventura continuó con el alquiler de bicicletas en Fort Mason, un plan perfecto para cruzar el emblemático Golden Gate y explorar el pintoresco barrio de Sausalito. ¡La vista desde aquí es simplemente impresionante! Es importante tener en cuenta que, aunque el camino sirve como carril bici, presenta algunas áreas altas y resbaladizas que añaden un toque emocionante a la travesía.

Cena en Osso Steakhouse: Un Final Sabroso pero no Extraordinario

Como broche de oro para nuestro día, decidimos cenar en Osso Steakhouse, un lugar conocido por su buena comida. Sin embargo, debemos admitir que, aunque la comida fue buena, no se destacó lo suficiente como para justificar su precio. Pero, no importó mucho, ya que el día estuvo lleno de experiencias memorables y vistas que quedarán grabadas en nuestra memoria para siempre. ¡Estamos listos para ver qué nos depara el próximo día!

Día 7: Descubriendo la Belleza del Oeste de San Francisco y Rumbo a Nuevas Aventuras

Parque Golden Gate

Mañana Exploratoria en el Oeste de San Francisco

Antes de despedirnos de la encantadora ciudad de San Francisco, decidimos explorar su faceta menos conocida: el lado oeste. Recogiendo nuestra fiable camioneta, nuestra primera parada fue para fotografiar las icónicas Damas Pintadas en la animada Plaza del Álamo, un sitio que destila historia y cultura por cada rincón.

Pero la exploración no se detuvo ahí, continuamos hacia el majestuoso Parque Golden Gate, un oasis verde en medio de la ciudad. Aquí, nos sumergimos en la tranquilidad del Jardín Japonés, nos deslumbramos con las variadas especies en el Jardín Botánico y fomentamos el aprendizaje y la curiosidad en la Academia de Ciencias, un sitio que brinda una mezcla perfecta de diversión y aprendizaje, especialmente para los más pequeños.

Tarde a la Orilla del Océano: Comidas y Paseos Escénicos

Posteriormente, nos dirigimos hacia el área oeste de la ciudad, un lugar que nos prometía sorpresas y belleza en cada esquina. Para recargar energías, elegimos almorzar en el acogedor Café de la Playa de Java, situado estratégicamente cerca de la playa, permitiéndonos disfrutar de una comida deliciosa con vistas panorámicas.

Luego, nos dimos el gusto de un paseo revitalizante por las dunas adyacentes, donde pudimos presenciar el encanto verdaderamente californiano de los surfistas cazando olas en el majestuoso océano. Fue una escena que encapsulaba la esencia vibrante y libre de California.

Rumbo a Nuevas Aventuras en Merced

Aunque nos entristeció, llegó la hora de dejar atrás la fascinante San Francisco para embarcarnos en una nueva aventura. Nuestro próximo destino: Merced, un punto estratégico desde donde exploraremos la maravilla natural del Parque Nacional Yosemite al día siguiente. Para nuestro descanso, elegimos el confortable Holiday Inn, un lugar que nos promete confort y relajación para recargar energías antes de nuestro próximo día de exploración. ¡Las aventuras continúan!

Día 8: Una Jornada de Aventuras y Sorpresas en Yosemite

Preparación Matutina y Viaje al Parque

En vista de los recientes incendios que afectaron la zona septentrional del parque, nos indicaron la importancia de verificar la accesibilidad de las distintas rutas a través del sitio web Www.nps.gov/yose. Aquí descubrimos que, debido a las labores de restauración de la red eléctrica, la vía principal estaría cerrada de 8 a 16 horas. Pero eso no desanimó nuestro espíritu aventurero; nos armamos de una gran dosis de buena voluntad y optimismo para realizar una gran incursión en el parque.

Encuentro con la Naturaleza Prístina

Nos pusimos en marcha a las 6 a.m., y ¡valió totalmente la pena! Nuestros esfuerzos fueron recompensados con vistas impresionantes que son únicas en el mundo. Nos maravillamos con las cascadas inferiores y el enigmático Lago del Espejo, aunque notamos que la temporada estaba llegando a su fin.

A lo largo de nuestra ruta, tuvimos encuentros cercanos con la vibrante vida silvestre de la zona: corzos gráciles, pájaros carpinteros laboriosos y unos espectaculares pájaros de plumas azules, que luego descubrimos que son una especie de arrendajo endémico de la región. También nos cruzamos con ardillas juguetonas y, para nuestra gran sorpresa, ¡un oso en su hábitat natural! Un encuentro que sin duda quedará grabado en nuestras memorias (¡y tenemos pruebas fotográficas para demostrarlo!).

Noche de Relajación y Delicias Gastronómicas

Tras un día lleno de emociones y descubrimientos, regresamos al hotel bastante cansados pero satisfechos. Tras un momento de relajación y renovación de energías, decidimos visitar un restaurante recomendado por la amable recepcionista: el Branding Iron. Este encantador pub, que se asemeja a un salón americano con alfombras, nos ofreció un ambiente cálido y acogedor.

Para culminar nuestra grandiosa jornada, disfrutamos de una cena excepcional. ¡No puedes dejar de probar las delicias locales, como las frituras de coco que son simplemente excepcionales! ¡Una gran cena para cerrar un día aún más grande!

Día 9: Jornada Tranquila hacia el Majestuoso Parque Nacional Sequoia

Mañana de Relajación y Piscina

La mañana del noveno día amaneció prometiendo tranquilidad y descanso. Nos tomamos el tiempo para disfrutar de momentos relajantes junto a la piscina, sumergiéndonos en su frescura y permitiendo que los rayos del sol acaricien nuestra piel, recargando nuestras energías para la nueva aventura que nos esperaba.

Travesía hacia el Parque Nacional Sequoia

Con las energías renovadas, emprendimos el viaje hacia nuestro próximo destino: el impresionante Parque Nacional Sequoia, un lugar donde la naturaleza habla por sí misma a través de sus majestuosos árboles y paisajes vírgenes. Nuestro alojamiento estaría en el encantador Wuksachi Lodge, un lugar que promete una experiencia auténtica y en armonía con la naturaleza.

Almuerzo en un Rincón Típico

En nuestro camino, la hora del almuerzo nos encontró explorando las opciones locales para comer. Con gran fortuna, encontramos un lugar que destila autenticidad y encanto: el Restaurante de la Escuela & Taberna. Este establecimiento nos recibió con una atmósfera cálida y una oferta culinaria muy típica de la región, lo que nos permitió deleitarnos con platillos que encantaron nuestro paladar, una experiencia gastronómica que no estuvo nada mal.

Llegada al Wuksachi Lodge

Finalmente, al caer la tarde, llegamos a nuestro destino, el Wuksachi Lodge, situado en el corazón del parque. Este lugar promete ser el punto de partida perfecto para explorar las maravillas naturales que nos esperan en el Parque Nacional Sequoia. Con el sentimiento de anticipación y emoción burbujeando dentro de nosotros, nos preparamos para sumergirnos en las maravillas naturales que este parque tiene para ofrecer en los próximos días.

Día 10: Aventura entre Gigantes del Bosque

Inicio del Día: En la Presencia de Gigantes Milenarios

Nos despertamos con una sensación de asombro sabiendo que estaríamos en presencia de los seres más antiguos de la Tierra, las secuoyas centenarias del Bosque Gigante. Nuestro primer encuentro fue con el legendario General Sherman, una criatura verde titánica que se alza majestuosa, testigo de cientos de años de historia.

Descubrimientos Fascinantes: El Renacimiento a través del Fuego

Mientras explorábamos, fue fascinante descubrir que el fuego, lejos de ser un destructor, actuaba como un renovador para estas magníficas criaturas. Las llamas solo dejan cicatrices en estos árboles, que desafían la lógica creciendo con más vigor tras un incendio. Es una lección poderosa de resiliencia y renacimiento.

Almuerzo y Precauciones

Al acercarse la hora del almuerzo, recordamos que es prudente evitar áreas aisladas del bosque para nuestra picada; la presencia de osos cazando en busca de su comida no es una rareza aquí. Afortunadamente, encontramos un mercado bien surtido en Lodgepole, un oasis que ofrecía todo lo necesario para un almuerzo seguro y satisfactorio.

Recorridos por la Tarde: Caminando entre los Gigantes

La tarde nos recibió con una plétora de senderos disponibles. A pesar de tener equipaje adicional, encontramos rutas que eran tanto simples como cortas, pero que no escatimaban en belleza y esplendor. Más tarde, nos embarcamos en el sendero de los grandes árboles que se sitúa en el corazón del bosque gigante, un espectáculo realmente maravilloso, donde nos vimos rodeados de una concentración increíble de secuoyas gigantes.

Pausas de Reflexión y Aprendizaje

No podíamos dejar de hacer una pausa para tomar el sol sobre enormes rocas en un mirador hacia el oeste, un lugar donde los halcones peregrinos danzaban en el cielo. Este interludio pacífico fue seguido por una visita al museo local, un lugar que nos dejó fascinados con su exposición que juega con las proporciones entre estos gigantes naturales y otras enormidades como las ballenas o el Titanic.

Cierre del Día: Relajación y Preparativos para la Próxima Aventura

Cerramos el día, un cúmulo de nuevas emociones y descubrimientos, con una cena grupal donde compartimos nuestras impresiones y nos relajamos juntos. Con los corazones llenos y las mentes estimuladas, nos preparamos para dirigirnos hacia el sur a la mañana siguiente, anticipando más maravillas y aventuras en nuestro viaje.

Día 11: Un Viaje hacia el Paraíso Tropical en San Diego

Inicio del Viaje: Travesía Panorámica hacia San Diego

Nos dispusimos a emprender la gran travesía hacia San Diego, una jornada que prometía ser la más extensa de todas, abarcando cerca de 600 km de carretera. En la primera etapa del viaje, aún dentro de los confines del NP Sequoia, emprendimos camino por la Ruta 65, una vía flanqueada por panoramas de variada naturaleza. Nos esperaban millas y millas de paisaje estéril que se alternaban con vibrantes huertos y olivares, siendo las únicas señales de vida las esporádicas vallas que resguardaban a los caballos que pacían aquí y allá.

Llegada Sorpresiva: El Encanto del Hotel Catamarán

El camino pudo haberse sentido largo, pero todas las horas en la carretera se desvanecieron en el momento que llegamos a nuestro destino: el ¡espectacular Hotel Catamarán! Nos recibió una vista impresionante: un vestíbulo que era más un oasis, adornado con una cascada que caía entre orquídeas y exuberantes plantas tropicales, introduciendo a los huéspedes a un paraíso terrenal.

No nos llevó mucho tiempo descubrir los tesoros que se escondían en los dominios del hotel. Desde estanques meticulosamente cuidados donde enormes truchas y patos coexistían en armonía, hasta áreas que parecían pequeños santuarios naturales, todo ello compartiendo espacio con los visitantes afortunados del hotel. Y como si esto no fuera suficiente, el hotel tenía una joya escondida: un acceso directo al restaurante que daba a la serena playa de la bahía, un detalle que elevaba la experiencia a otro nivel.

Facilidades y Entretenimiento en el Hotel

No podíamos pasar por alto las instalaciones de lujo que este lugar ofrecía. No sólo disponía de una piscina rejuvenecedora, sino que también albergaba un SPA que prometía mimar nuestros sentidos y rejuvenecer nuestras energías. Además, para deleite de todos, había un rincón especial donde se llevaba a cabo un espectáculo protagonizado por enormes loros coloridos, una festiva bienvenida que resaltaba la vibrante vida del lugar.

Para los más pequeños, el hotel no escatimaba en entretenimiento, disponiendo de una variedad de actividades dinámicas y educativas que se desarrollaban durante la temporada turística, garantizando que cada miembro de la familia encontrara su rincón de diversión y descubrimiento.

Con el día llegando a su fin, nos recostamos en nuestros cómodos alojamientos, con la certeza de que el Hotel Catamarán sería el escenario de momentos memorables en los próximos días de nuestra aventura.

Día 12: Un Día de Playa y Delicias en San Diego

Mañana: Un Desayuno Placentero y Relajación a Orillas de la Bahía

Arrancamos el día con un desayuno abundante bajo el dorado sol de la mañana, disfrutando de la frescura del aire marino en la playa, a un paso de nuestro hotel. Nos regalamos horas de sol, mar y relajación en la hermosa Mission Bay, un lugar perfecto para sumergirnos en la paz y la serenidad que la naturaleza ofrece.

Tarde: Almuerzo Casual y Un Paseo Costero

Después del tiempo de descanso, decidimos saciar nuestro apetito con un almuerzo ligero pero delicioso: un perrito caliente que nos sirven directamente bajo nuestra sombrilla, permitiéndonos seguir disfrutando de la vista y la brisa marina sin interrupciones. Con las energías renovadas, emprendemos un encantador paseo por el paseo marítimo, dejándonos llevar hasta la Playa del Pacífico. Continuamos caminando hasta llegar al famoso muelle, un lugar que ofrece una vista panorámica incomparable del océano, y que nos invita a tomar un momento para apreciar la belleza que nos rodea.

Noche: Cena Especial en La Jolla

A medida que el sol comienza a despedirse, nos preparamos para una noche especial en la ciudad. Nos dirigimos a La Jolla, una zona vibrante y llena de vida, famosa por sus numerosos clubes y restaurantes que prometen una experiencia culinaria inolvidable. Después de explorar las luminosas calles, nos decidimos por cenar en el renombrado restaurante Brockton Villa, un lugar que no solo ofrece un menú excepcional, sino que también brinda un ambiente cálido y acogedor, perfecto para culminar un día lleno de relajación y exploraciones.

Así concluyó nuestro día 12, con corazones llenos y espíritus rejuvenecidos, listos para descubrir qué otras maravillas nos esperan en nuestra aventura.

Día 13: Una Aventura Subacuática en Sea World

Mañana: Embárcate en una Aventura Marítima

El día 13 de nuestro emocionante viaje nos encuentra listos para sumergirnos en una aventura que mezcla la diversión de un parque de atracciones con la belleza y el misterio de un acuario gigantesco. Sea World nos espera con sus puertas abiertas, invitándonos a una jornada donde la educación se encuentra con la emoción. Es una visita obligada, especialmente para familias con niños que tienen una profunda afinidad por los animales y la naturaleza, como la nuestra.

Este lugar no solo brinda entretenimiento, sino que también lleva a cabo una noble misión: la de rescatar y rehabilitar a animales enfermos o en dificultades, con el objetivo de devolverlos a su hábitat natural, un esfuerzo loable que aporta un significado más profundo a nuestra visita.

Tarde: Espectáculos y Encuentros Únicos

La tarde promete ser aún más emocionante, con un line-up de espectáculos impresionantes que nos esperan. Una cita que no podemos perdernos es, sin duda, el espectáculo de las orcas, una exhibición que resalta la majestuosidad y la inteligencia de estas criaturas marinas gigantes. Será un momento de asombro y maravilla, donde los más pequeños tendrán la oportunidad de ver de cerca a estas increíbles criaturas, aprendiendo sobre su comportamiento y su lugar en el ecosistema marino.

Conclusión del Día: Reflexiones y Conexiones

Al final del día, mientras nos dirigimos de vuelta a nuestro alojamiento, llevamos con nosotros no solo recuerdos de diversión y emoción, sino también un profundo respeto y apreciación por el mundo marino y sus habitantes. Este viaje a Sea World no solo ha sido una aventura enriquecedora, sino una oportunidad para fomentar la conexión con la naturaleza y fomentar la conciencia sobre la importancia de la conservación y protección de nuestros océanos y sus criaturas.

De esta manera, cerramos nuestro día 13, con corazones llenos de alegría y mentes enriquecidas con nuevo conocimiento y aprecio por el mundo natural que nos rodea.

Día 14: Descubrimientos Deslumbrantes en Coronado

Mañana: Exploración Escénica en Coronado

Nos despertamos con el amanecer, listos para embarcarnos en otra jornada llena de exploraciones y descubrimientos, esta vez en la vibrante área de Coronado. Iniciamos nuestro día con un paseo escénico por el lado de la isla, desde donde obtenemos vistas panorámicas impresionantes del centro de la ciudad. Es un inicio calmado pero visualmente estimulante para nuestro día, donde cada mirador nos brinda una nueva perspectiva de esta hermosa parte de la ciudad.

Mediodía: Delicias Griegas y Compras

Cuando el sol está en su punto más alto, nos detenemos para recargar energías en Spiro’s, un conocido restaurante griego que promete sabores auténticos y una experiencia culinaria inolvidable. Después de una comida deliciosa, es hora de dedicarse a algunas compras. Nos adentramos en las tiendas locales, en busca de souvenirs únicos y otras joyas que podamos llevar como recuerdos de nuestro viaje.

Tarde: Playas Relucientes y Encuentros Cálidos

La tarde nos encuentra de nuevo en nuestra camioneta, rumbo a una de las joyas de Coronado: la playa frente al legendario Hotel Del Coronado. Encontramos un perfecto lugar de estacionamiento cerca del Silver Strand Boulevard, conocido por su proximidad a una playa de arena brillante que casi parece resplandecer bajo el sol. Es un momento idílico, donde el tiempo parece detenerse mientras nos sumergimos en la belleza natural que nos rodea.

Noche: Cambio de Planes y Cena con Amigos

Aunque inicialmente teníamos planes de visitar el casco antiguo para disfrutar de unos cócteles de margarita, la vida tenía otras sorpresas agradables para nosotros. Nos invitan a una cena con amigos, una oportunidad que simplemente no podemos rechazar. Aunque es cierto que no podemos hacerlo todo, a veces los cambios de planes nos llevan a momentos aún más memorables.

Y así, entre risas, buena comida y la compañía de amigos, cerramos nuestro día 14, recordándonos que en cada rincón de este viaje, hay una nueva oportunidad para crear recuerdos preciosos. ¡Hasta mañana, para más aventuras!

Día 15: Despedida Emocional de San Diego

Hoy marca la conclusión de nuestro tiempo en San Diego, una ciudad que nos ha cautivado con su mezcla única de belleza natural y vibrante cultura urbana. A medida que nos preparamos para partir, una ola de nostalgia nos invade, recordándonos cada experiencia valiosa y conexión humana que hemos establecido aquí.

Mañana: Un Adiós Dulce-Amargo

La mañana nos encuentra con una especie de tristeza dulce, a medida que despedimos nuestro adiós al espectacular hotel Catamarán. Más que un simple lugar para quedarse, ha sido nuestro oasis personal, ofreciendo no solo un alojamiento confortable sino también un entorno embriagadoramente hermoso con su delicioso restaurante frente al mar. La ciudad, con su atmósfera amigable y relajante, nos ha enseñado una nueva forma de vivir, una que está imbuida de una armoniosa conexión con la naturaleza y una amabilidad genuina hacia los demás.

Tarde: Reflexiones y Preparativos para el Viaje

A medida que la tarde avanza, nos encontramos empacando nuestras maletas, cada pieza de ropa y souvenir evocando un torrente de recuerdos vividos y momentos preciados que hemos acumulado durante nuestro tiempo aquí. Es un tiempo de reflexión, donde nos damos cuenta de cuánto hemos crecido y aprendido en este viaje, experimentando una gama diversa de emociones y siendo testigos de paisajes que cambian de manera espectacular, cada uno contando su propia historia única.

Noche: El Último Alojamiento

Por la noche, nos trasladamos al Crowne Plaza Hotel, situado estratégicamente cerca del aeropuerto. El hotel, con su servicio de enlace gratuito a las terminales, promete hacer que nuestro tránsito hacia el viaje de regreso sea lo más suave posible. Es aquí donde tenemos que hacer una de las tareas más difíciles del viaje: devolver nuestra fiel camioneta, que ha sido nuestro compañero constante y confiable a lo largo de estas jornadas repletas de aventuras.

Con corazones pesados pero llenos de gratitud, decimos adiós a esta tierra acogedora, un lugar donde hemos tenido el privilegio de explorar diversas facetas de la naturaleza y la cultura, cada una con su propio encanto distintivo.

Mientras nos preparamos para dormir, no podemos evitar sentir que esta ciudad nos ha brindado mucho más que unas simples vacaciones; nos ha ofrecido una experiencia de transformación, una que llevará un lugar especial en nuestros corazones por mucho tiempo. ¡Adiós, San Diego, hasta que nos volvamos a encontrar!

Historias Relacionadas

Descubre

Donde ir de vacacion en los Estados Unidos en...

Si desea un descanso de los días de invierno oscuros, sombríos y fríos, no...

Estas son los 8 mejores lugares de Massachusetts para...

¿Está buscando una gran escapada de fin de semana del Día de los Caídos?...

Las MEJORES CIUDADES pequeñas en los ESTADOS UNIDOS para...

Descubre el Encanto Navideño Más Allá de las Grandes Ciudades Mientras que las metrópolis de...

Destinos

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí