ItaliaToscanaQue VER en la TOSCANA: 9 ciudades baratas y bellas para visitar

Que VER en la TOSCANA: 9 ciudades baratas y bellas para visitar

La Toscana es una de esas regiones que, quiza por la imagen que el cine nos ha transmitido de ella, todos soñamos con visitar cuando pensamos en viajar a Italia.

Quizá te hayas imaginado recorriendo en coche las carretera que van desde Florencia a los pueblos cercanos, carreteras que serpentean entre los campos y viñedos y que te acercan a la costa de Italia.

Porque si quieres visitar Florencia, que es una ciudad espectacular pero muy cara, hay otras opciones quiza más interesntaes como alojarte en uno de los encantadores pueblos de la Toscana, turísticos pero pequeños e íntimos a la vez, y desde ahi conocer esta bella zona de Italia.

Para eso te hemos preparado este articulo, para que puedas visitar la Toscana sin dejarte el bolsillo en el intento. Estas son las mejores opciones y las mas baratas para alojarte en pleno corazón de la Toscana:

Pistoia

Pintoresco y lleno de romanticismo, este pueblo es un emblema de la Toscana que, aunque posee varios atractivos, destaca especialmente por su pecorino. Este queso de oveja, no es un queso cualquiera: se elabora a partir de una raza única de ovejas que se cría en esta particular región, la cual es a menudo elogiada como la joya más brillante de la Toscana. El aroma distintivo y embriagador de este queso artesanal impregna el aire, convirtiéndose en una marca inconfundible de la localidad.

No es sorprendente que este queso sea una verdadera celebridad en los restaurantes locales. Muchos establecimientos se enorgullecen de incorporarlo en una variedad de platos, desde pastas artesanales hasta recetas tradicionales que han pasado de generación en generación, mostrando la autenticidad y sabor de la región.

Pero más allá de su prestigio culinario, el pueblo es una ventana a la majestuosidad natural de Italia. Uno de sus paisajes más emblemáticos es el Val d’Orcia, un impresionante valle fluvial que se encuentra bajo la sombra del Monte Amiata, un volcán que, aunque ahora dormido, en su tiempo demostró la potencia de la naturaleza.

Para aquellos que buscan sumergirse en la serenidad de este paraíso toscano, el pueblo brinda diversas opciones de alojamiento económico. Desde encantadoras casas de campo que evocan un pasado rústico, hasta apartamentos modernos que ofrecen todas las comodidades, muchos de ellos disponibles por menos de $100 la noche. En definitiva, este pueblo no es solo un destino para los aficionados al queso, sino un retiro para cualquier persona que busque una combinación perfecta de gastronomía, belleza natural y cultura.

Borgo San Lorenzo

Ubicado cerca de los majestuosos Apeninos y a solo 20 millas de la encantadora Florencia, Borgo San Lorenzo es un destino repleto de belleza natural y rica historia. Como parte del municipio de Mugello en la región de Florencia, Borgo San Lorenzo tiene sus raíces en la influencia de la poderosa familia Medici, cuya historia sigue siendo palpable en la arquitectura y el arte de la zona.

Un alojamiento asequible y excepcionalmente encantador en Borgo San Lorenzo es la Villa La Topaia. Esta pintoresca casa de campo se encuentra en lo alto de una colina, ofreciendo vistas panorámicas del valle circundante, brindando a los huéspedes una auténtica experiencia de la campiña toscana. Rodeada de jardines en flor y extensos campos de girasoles, la villa evoca un sentido de tranquilidad y belleza inigualable.

Además de su entorno idílico, Villa La Topaia ofrece una serie de comodidades que prometen una estancia cómoda y memorable. Su magnífica piscina al aire libre es un oasis de relajación en los calurosos días de verano, mientras que sus clases de cocina permiten a los huéspedes sumergirse en la rica tradición culinaria de la región.

Ya sea que estés nadando en la piscina con vista al paisaje toscano, aprendiendo a cocinar platos italianos auténticos o simplemente disfrutando del sereno entorno, Villa La Topaia garantiza una experiencia auténtica y enriquecedora en Borgo San Lorenzo. Con su impresionante paisaje, su herencia histórica y su encantadora hospitalidad, Borgo San Lorenzo es verdaderamente un pedazo de paraíso en la región de Florencia.

Pienza

Este encantador y romántico pueblo es quizás más conocido por su pecorino, un queso de oveja producido por una raza específica de ovejas en la zona considerada la más hermosa de toda la Toscana. El maravilloso aroma de este queso artesanal es aireado y muchos de los restaurantes de la ciudad lo incluyen en sus menús, junto con pastas artesanales y otros platos tradicionales.

Si bien el queso en sí vale la pena el viaje, también ofrece muchas bellezas escénicas, incluido el Val d’Orcia, un valle fluvial dominado por el volcán Monte Amiata, que alguna vez estuvo activo. También encontrará una amplia variedad de alojamientos asequibles aquí, que incluyen casas de campo y apartamentos por menos de $ 100 la noche.

Lucca 

Lucca, con su encanto atemporal, se erige como una joya medieval en el corazón de Italia. A pesar de no ser una localidad pequeña, sorprende a sus visitantes con alojamiento asequible y una rica tapeza de monumentos arquitectónicos y culturales. Lo que distingue a Lucca es su impresionante casco antiguo, que está circunscrito por robustas murallas que separan el encanto histórico del bullicio moderno.

Estas murallas, que se elevan a casi 40 pies de altura, no solo son testimonio del pasado defensivo de la ciudad, sino que también han sido reconvertidas en un espacio recreativo para el presente. Hoy en día, la cima de la muralla se ha transformado en un pintoresco paseo bordeado de árboles y un sendero para bicicletas que circunda el centro histórico. Desde allí, se pueden obtener vistas panorámicas inigualables de la ciudad, con sus torres puntiagudas y tejados de terracota.

No obstante, la verdadera esencia de Lucca se descubre al descender de las murallas y adentrarse en sus callejuelas serpenteantes. En cada rincón, uno se encuentra con tiendas peculiares que ofrecen desde artesanías locales hasta moda italiana. Pero si hay algo que no puede perderse, es la gastronomía de la región: los vinos y comestibles de Lucca son una delicia para el paladar, reflejando la rica tradición culinaria de la Toscana. En resumen, Lucca es una mezcla exquisita de historia, belleza y sabor, esperando ser descubierta por aquellos que buscan una experiencia auténtica italiana.

Monteriggioni

Monteriggioni, una joya de ciudad fortificada, se destaca por su pintoresca muralla que parece sacada de una postal. Para quienes buscan una experiencia auténtica sin gastar una fortuna, la localidad ofrece alojamientos asequibles que varían desde encantadoras granjas rústicas hasta los tradicionales B&B italianos. Es aconsejable visitar fuera de la temporada alta de verano; no solo podrá disfrutar de una atmósfera más tranquila, lejos de las multitudes, sino que también hay una mayor probabilidad de aprovechar ofertas y descuentos.

El paso del tiempo parece haberse detenido en Monteriggioni. Casi intacta desde los primeros años del siglo XIII, la ciudad brinda a sus visitantes la oportunidad de sumergirse en la historia. Se pueden ascender por escaleras que serpentean las antiguas murallas, lo que permite caminar por ellas y obtener vistas panorámicas. El Museo de Armamento es otro atractivo, donde los más aventureros pueden probar auténticas armaduras medievales. Además, la ciudad es un hervidero de artesanía local; no se pierda la oportunidad de explorar productos únicos, como la lana hecha a mano disponible en la tienda local de tejedores. En resumen, Monteriggioni es un viaje en el tiempo que combina historia, cultura y belleza en un solo lugar.

Tavarnelle Val di Pesa

Enclavado a solo 37 km al sur de Florencia, el pacífico pueblo de Tavarnelle Val di Pesa es un destino perfecto para aquellos que buscan unas vacaciones tranquilas y asequibles con fácil acceso a la vibrante ciudad. Este encantador pueblo toscano está inmerso en la naturaleza, rodeado de ondulantes colinas y viñedos serpenteantes, ofreciendo una experiencia verdaderamente relajante y auténtica.

Tavarnelle Val di Pesa es un destino ideal para los amantes del vino, ya que puedes disfrutar de paseos por los viñedos locales y de la degustación del famoso vino Chianti que se produce en la región. Además, también puedes participar en la degustación de balsámicos, una experiencia culinaria que te permitirá apreciar los sabores intensos y únicos de este preciado condimento.

El pueblo se llena de vida cuando cae la noche, con un animado mercado nocturno que ofrece una variedad de productos locales, desde alimentos hasta artesanías. Aquí, puedes sumergirte en la cultura local, probando la comida de la región y comprando recuerdos únicos.

El alojamiento en Tavarnelle Val di Pesa es notablemente asequible, con el Ostello del Chianti como una opción excepcional para los viajeros con presupuesto limitado. Este albergue ofrece camas en dormitorios por menos de $20 la noche, proporcionando un alojamiento cómodo y económico en el corazón de la Toscana.

El Ostello del Chianti cuenta con una serie de instalaciones diseñadas para hacer tu estancia más cómoda y agradable. La amplia zona común es el lugar perfecto para relajarse después de un día de exploración y para socializar con otros viajeros. El comedor ofrece un ambiente tranquilo para las cenas, permitiendo a los huéspedes disfrutar de sus comidas en un entorno relajante.

Además, el albergue también cuenta con un jardín con barbacoa, un espacio al aire libre donde puedes disfrutar del cálido clima toscano mientras preparas una comida al aire libre.

 Barga 

Escondida en el corazón del bosque de Garfagnana, la encantadora ciudad amurallada de Barga es un refugio pacífico en medio de la belleza natural de la Toscana. Situada en lo alto de una montaña, Barga es conocida por su centro histórico completamente libre de automóviles, lo que garantiza una escapada mágica y tranquila lejos del bullicio y el caos del mundo moderno.

Al recorrer sus calles adoquinadas y pasajes estrechos, te sentirás transportado a otra época. Barga es un lugar donde el tiempo parece haberse detenido, permitiendo a los visitantes disfrutar de la arquitectura medieval y el ambiente pacífico sin distracciones modernas.

La Catedral de Barga, situada en la cima de la ciudad, es uno de los puntos destacados de cualquier visita. Desde aquí, los visitantes pueden disfrutar de vistas panorámicas de los valles forestales de Garfagnana y los pintorescos pueblos de montaña a lo lejos. Este lugar mágico proporciona una perspectiva asombrosa de la belleza natural de la región.

En cuanto al alojamiento, Barga ofrece una amplia gama de opciones que se adaptan a todos los presupuestos. Desde pensiones acogedoras hasta apartamentos económicos, los visitantes pueden elegir el tipo de alojamiento que mejor se adapte a sus necesidades. Muchos de estos lugares ofrecen vistas impresionantes de la campiña toscana, añadiendo un toque extra de encanto a tu estancia.

Barga es una joya escondida en la Toscana que ofrece una experiencia única y tranquila. Con su hermoso entorno natural, su centro histórico libre de coches y su variedad de opciones de alojamiento asequible, Barga es el lugar perfecto para una escapada pacífica y rejuvenecedora.

 Volterra 

Ubicada en la región occidental de la Toscana, esta impresionante colina fortificada no solo ofrece un alojamiento asequible, sino también la posibilidad de disfrutar de la grandiosa Fortaleza de los Medici, un majestuoso baluarte que puede ser visto a kilómetros de distancia. La imponente fortaleza se alza sobre la ciudad, creando una silueta inolvidable que evoca el poder y la influencia de la familia Medici durante el Renacimiento italiano.

Esta maravillosa ciudad de arte es reconocida por su festival medieval anual, uno de los más grandes y auténticos de la región. Celebrado cada agosto, este evento transforma el centro de la ciudad en una ventana al siglo XIV. Durante el festival, los habitantes del lugar se visten con trajes medievales y desempeñan diversos roles, recreando el bullicio y la vitalidad de la época.

Bandas de tamborileros en uniforme llenan el aire con el ritmo y el estruendo de sus tambores, mientras que los abanderados ejecutan precisas rutinas en la plaza del pueblo. Los vendedores, ataviados con ropa de estilo medieval, ofrecen deliciosos platos tradicionales como carne frita y pan horneado con hueso.

Los artesanos demuestran sus habilidades trabajando con madera, cuero y metal utilizando herramientas de época, creando así piezas de arte únicas. Historiadores expertos hacen demostraciones de armas y cetrería, ofreciendo a los visitantes una visión fascinante de las prácticas y tradiciones medievales.

Uno de los aspectos más únicos de este festival es la moneda. La moneda moderna se cambia por réplicas de monedas medievales, que se utilizan para hacer compras en los puestos de comida y en las tiendas de artesanías.

 Lucignano 

Situada sobre una colina al suroeste de Arezzo, Lucignano es una bien conservada ciudad medieval amurallada que irradia encanto e historia. Con su disposición de terrazas que recuerda a un pastel de bodas de tres niveles, Lucignano ofrece una experiencia de viaje única. Situada a más de 1.300 metros sobre el nivel del mar, esta joya toscana está en el corazón de una región agrícola rica, donde los olivos, las uvas, los cereales y los girasoles crecen en abundancia, pintando un paisaje vibrante y fértil.

El alojamiento en Lucignano es sorprendentemente asequible, con la posibilidad de alquilar un apartamento por tan solo $50 la noche. Estos alojamientos te permiten sumergirte en la vida local y disfrutar de la tranquilidad y el encanto del pueblo.

Una de las mejores formas de disfrutar de Lucignano es paseando por sus antiguos caminos empedrados. Aquí, puedes perder la noción del tiempo explorando los rincones ocultos de la ciudad, descubriendo tiendas de artesanías locales y disfrutando de la belleza arquitectónica de sus edificios medievales.

La Plaza del pueblo es un lugar de encuentro vibrante, un espacio donde los locales y los visitantes se mezclan y disfrutan del ritmo tranquilo de la vida en la Toscana. Aquí puedes detenerte a disfrutar de un capuchino en una de las cafeterías al aire libre, o simplemente sentarte y observar la vida cotidiana.

La fortaleza del siglo XIII es otro de los imprescindibles en Lucignano. Este impresionante edificio histórico es un testamento de la importancia estratégica de la ciudad durante la Edad Media y ofrece una maravillosa visión de la historia local.

Historias Relacionadas

Descubre

Que ver en Malaga en 7 dias: una Ruta...

Todas las provincias de Andalucía tienen muchos pueblos hermosos que no te puedes perder,...

Una tarde de diversión en Park & ​​Rec en...

¿Buscas una noche divertida en San Petersburgo? Dirígete directamente a Park & ​​Rec, un...

Guia de Viaje de GENOVA: donde alojarse, que ver...

Génova es una ciudad encantadora de avenidas y arcadaslacios, teatros y cafés. El montañoso puerto...

Guia de Viaje de GIRONA: donde alojarse, que ver...

A solo una hora al norte de Barcelona, ​​Girona es compacta, elegante y con...

Guia de Viaje de la Costa Aquitana, Francia: donde...

¿Dónde choca el Océano Atlántico contra la costa del suroeste de Francia? ¿Es esa...

Destinos

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí